Shigeru Ban, Premio Pritzker de Arquitectura 2014

26/03/2014

"En su arquitectura la sostenibilidad no es un concepto sino un hecho, algo intrínseco", recoge el fallo del jurado que ha acordado hacer merecedor del Premio Pritzker de Arquitectura 2014, el "Nobel de la Arquitectura", al japonés Shigeru Ban. Este, séptimo arquitecto japonés en recibirlo, recoge el testigo del anterior galardonado, Toyo Ito, también japonés.  Sin embargo, este galardón que reconocer la excelencia en el trabajo no hace sino constatar la singularidad del que para la revista "Times" es uno de los personajes de más actualidad del mundo, que no solo representa un nuevo modelo sino que se alza como inspiración.

 

La eleccion de este arquitecto y profesor es la de la responsabilidad y el optimismo, dos rasgos que constantan sus intervenciones tras catástrofes naturales como las de Kobe (1995), Turquía (2000), Bhuj, (India, 2001), Puerto Príncipe (2010) o Onagawa (2011). Entiende que la arquitectura ha de brotar, más allá de modas, de la necesidad y la investigación, de ahí que él haya apostado por el reciclaje de materiales, por buscarle la máxima funcionalidad y eficacia a lo disponible y que su concepción rompa con la de aquellos que la comprenden como un privilegio. Él, por el contrario, ha preferido centrarse en la sociedad y sus necesidades.

 

Centre Pompidou de Metz

 

Así, combina los grandes encargos, como el Centro Pompidou de Metz, todo un referente, con el desarrollo de trabajos de manera altruista, con la "arquitectura de emergencia", en los que no solo apuesta por la innovación en cuanto a técnicas constructivas y materiales para estos "primeros auxilios arquitectónicos", sino que también se afana por enseñar a estudiantes y voluntarios estas soluciones. De hecho, hace alrededor de un año visitó el Instituto de Empresa de Madrid para tener un encuentro con los estudiantes y construir un pabellón con tubos de cartón en el jardín de esta institución. 

 

El jurado ha destacado la singularidad de su acción humanitaria, así como la frescura y honestidad de sus proyectos, pero, sobre todo, ha primado "su respeto por las personas que habitan en sus edificios, sean estas, víctimas de desastres naturales o clientes privados". En un momento en el que la arquitectura precisa un cambio de modelo en el que prime la sostenibilidad y la responsabilidad, Ban no olvida a los protagonistas de todas sus construcciones: las personas. En Ebrosa compartimos esta visión y prestamos especial cuidado al proyecto arquitectónico de todas nuestras promociones para que este responda a las necesidades y el estilo de vida de nuestros clientes. Además, procuramos mantenernos al tanto de la actualidad y novedades del sector para incorporar todas estas innovaciones a nuestros procesos, desde el empleo de materiales respetuosos con el medioambiente a la incorporación de nuevas técnicas. 

 

Noticias relacionadas: